dijous, 25 de novembre de 2010

NADA MÁS QUE AMOR

Por fin, va despejando la niebla.Después de tanto tiempo anclada en el mismo punto girando sobre mí misma.Tantas puertas a mi alrededor, tanto ruído,me impedían ver el camino que se abría ante mí. Siempre estuvo ahí.Siempre lo supe pero me ocupé más de lo superfluo y me olvidé de mí misma.

Va despejando la niebla y lentamente se deja entrever el suelo virgen que desean recorrer mis pies, las flores más lindas aromatizando los sentidos con perfume de amor, las piedras más firmes y más vivas que nunca. Se abre el sendero como una bocanada de aire fresco con tintes de esperanza.No voy a entrar todavía, aunque lo recorrería en un instante hasta llegar al final que tal vez, ni siquiera exista, lo recorrería todo en un instante sedienta de paz, hambrienta de luz y de amor. Pero esperaré un poco más, observando los colores del lugar al que me voy a dirigir, me meceré en el tiempo abusando algo más de su infinita paciencia, y me dormiré en los laureles durante unos instantes, respirando la paz de saber que no necesito nada más en mí maleta para emprender este viaje, nada más que amor.

Lo que necesitaba ya me lo han dado.

Grácias “Luz Femenina”.

.

2 comentaris:

Luz Femenina ha dit...

No tengo palabras ante esto, de verdad... siento una paz y un amor inmenso. Te deseo una vida llena de paz , amor y armonia.

Espero que sigas deleitándonos con tu hermosa y bella escritura.

GRACIAS A TI.

Abrazo grande.

Amanda ha dit...

Luz Femenina: No estamos demasiado acostumbrados a que nos den las gracias o a que los demás nos expresen sus buenos sentimientos hacia nosotros.Siempre digo que me parece horrible que nos resulte más fácil expresar el odio o el desprecio que el amor, la admiración, la amistad etc.Es algo que creo que debemos empezar a cambiar para que el mundo cambie.
Por eso te doy las gracias, porque me has ayudado y me siento agradecida.

Un beso